Este es el mensaje que deja Alcides Samudio, un joven emprendedor de Rincón 1, Villarrica para todas aquellas personas con espíritu emprendedor y ganas de trabajar.

Él cuenta que cuando arrancó la cuarentena no tenía pensado sembrar frutillas porque temía que la situación económica a raíz de la pandemia sanitaria se complicaría y no encontraría dónde colocarlas. Al conversar con una amiga que tiene un familiar trabajando en supermercado, le convenció diciéndole que le ayudaría a colocar las frutillas en el super.

En la actualidad me falta todo mi frutilla; tengo muchos pedidos nos cuenta Alcides emocionado.

Hace 3 años que siembra frutillas y otro tipo de hortalizas en su huerta y cuenta que realizó un curso de cultivo de la afrodisíaca fruta hace un año y ha mejorado bastante la producción gracias a ello.

Hace 4 años atrás fue a trabajar a Argentina, ahorró un poco y vino a invertir por su huerta, al principio no le fue nada bien porque no le salió su producción pero no bajó los brazos y continuó trabajando y hoy por hoy ve sus esfuerzos.